jueves, 29 de junio de 2017

Tarta Gitana

Una tarta con mucho arte

Para el escaparate de feria del año pasado de La guinda Florinda, preparamos una tarta muy original llena de arte y alegría. Una tarta muy sencilla pero con un trabajo bastante laborioso detrás. Tras una buena cantidad de fondant y muchas horas de "ruflear" teníamos lista nuestra Tarta Gitana.


Dado que debía estar expuesta durante dos semanas, en lugar de bizcocho utilizamos dummies para que la tarta aguantase el paso del tiempo. Además, utilizar estas estructuras de corcho blanco es una muy buena alternativa para practicar el arte de la decoración de tartas sin que nos suba el azúcar a niveles astronómicos ;) Y también abarata mucho el coste de los materiales.

La idea de decorar una tarta con una figura en relieve en el lateral llevaba dándonos vueltas en la cabeza desde hacia tiempo, y vimos esta oportunidad perfecta para llevarla a cabo. 



Es un proceso bastante más sencillo que si tuviésemos que realizar el modelado en 3D y además queda, para mi gusto, muy original. Aunque elaborar los volantes, uno a uno, para el vestido de esta dulce gitana fue todo un trabajazo. Estira fondant, ondula fondant, pega fondant. Así, una y otra vez.

Por eso el resto de la tarta queríamos que fuese sencilla. Los típicos lunares de feria y poco más. Aunque a nuestra gitanilla no podía faltarle su flor en el pelo.



Un mini clavel que es un amor. ¡Con lo poco que me gustan las miniaturas! La florecita en cuestión cabía en la punta de un dedo... Pero es que no podíamos colocarle un clavel que fuese más grande que la cabeza ¿no? La verdad es que, como las rosas, los claveles son flores muy agradecidas que quedan muy bien con dedicarles tan sólo un poquito de tiempo.

Tras su paso por el escaparate, estuvo unos meses expuesta en una estantería en casa. Por desgracia, debido a la falta de espacio, y a que necesitábamos los dummies para una nueva tarta, tuvimos que mandar a esta dulce flamenca a... un lugar mejor. Siempre nos quedará su recuerdo (y las fotos, por supuesto).

Y no os preocupéis, que no hemos escogido unas sevillanas para acompañar a esta folclórica tarta. Las sevillanas están para bailarlas, no para verlas en un videoclip. Por eso, hemos elegido la canción Una rosa es una rosa del grupo Mecano. La de veces que habremos bailado esta canción en nuestro tiempo mozos :)

Una rosa es un rosario...

No hay comentarios:

Publicar un comentario